Representantes de organizaciones sociales de Ciudad Juárez y El paso, Texas, se reunieron el lunes 26 de enero en el puente Santa Fe y desde allí leyeron un comunicado conjunto para exigir se esclarezca la desaparición forzada de los 43 estudiantes de la escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos, en Iguala, Guerrero. Según activistas de ambos lados de la frontera, el gobierno mexicano pretende dar carpetazo a la investigación con el objetivo de proteger al Ejército y la Policía Federal, presuntamente involucrados en en este caso que ha oscurecido la vida mexicana en los últimos meses.

A los estudiantes,

A los migrantes,

A la clase trabajadora

A los padres y madres de familia,

Al pueblo en general:

A cuatro meses de la desaparición forzada de los estudiantes de la Escuela Normal Rural “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa, Guerrero, no ha habido ninguna investigación seria ni creíble por parte de las autoridades encargadas de investigar el caso. La investigación emprendida hasta ahora por la Procuraduría General de la República, a cargo de Jesús Murillo Karam, sólo ha demostrado ser parte de un juego perverso que pretende ocultar los hechos y evitar que a los verdaderos responsables se les presente ante la justicia. La indiferencia, la ineptitud y el ocultamiento deliberado de pruebas contundentes por parte del Estado mexicano apuntan a que el gobierno de Enrique Peña Nieto no está decidido a que se investigue al Ejército, a la Policía Federal y a grupos paramilitares, cuya participación en los hechos la noche del 26 de septiembre en Iguala, Guerrero, ha sido sobradamente documentada por la prensa e investigadores independientes.

Los gobiernos de Estados Unidos y México se han aliado en la llamada Iniciativa Mérida y Plan México para establecer los términos en los que el Estado mexicano recibe financiamiento para la supuesta “guerra contra las drogas”. Los fondos, armas y asistencia técnica recibida han sido aplicados al control de la población mexicana, particularmente contra aquellos grupos que no están de acuerdo con la corrupción y el entreguismo de los dirigentes gubernamentales. La presencia del ejército en zonas rurales y urbanas ha resultado en múltiples casos en violaciones de derechos humanos, que van desde ejecuciones sumarias, desapariciones forzadas, abusos sexuales y todo tipo de delitos de lesas humanidad probadas por periodistas e investigadores. Por ello consideramos que el gobierno de Estados Unidos utiliza los impuestos de los residentes de ese país para financiar la violencia en la que está sumido el pueblo mexicano.

Por lo anterior, las organizaciones de ambos países abajo firmantes, nos unimos hoy a la Octava Jornada de Acción Global por Ayotzinapa en una sóla voz para demandar:

  1. La inmediata aparición con vida de los 43 estudiantes desaparecidos el día 26 de septiembre en Iguala, Guerrero.
  2. Presentación a los padres y madres de familia de los desaparecidos y a la sociedad en su conjunto, resultados creíbles como producto de una investigación transparente y veraz.
  3. Investigación en particular al Batallón 27 de Infantería, ubicado en el municipio de Iguala y apertura de todas las instalaciones militares como parte del proceso de búsqueda de los estudiantes, como han exigido los padres de familia.
  4. Fincar responsabilidad judicial a los autores materiales y /o intelectuales, e instaurar   juicio político a los funcionarios públicos involucrados en los hechos en Iguala, Guerrero.
  5. Garantizar la permanencia y continuidad de las 16 Normales Rurales y de la educación pública en el país.
  6. Cese al hostigamiento en contra de las familias de los desaparecidos y en contra del movimiento social que los apoya.
  7. Investigación a todos los altos funcionarios públicos coludidos con el narcotráfico, cuya vinculación ha dado como resultado la irrupción del narcoestado mexicano.
  8. Alto a la Iniciativa Mérida/Plan México.
  9. Alto al terrorismo de estado y a la criminalización de la protesta social.
  10. Abrogación de todas las reformas estructurales neoliberales, aprobadas en el gobierno de Enrique Peña Nieto, que buscan el enriquecimiento de la clase privilegiad a base de la explotación de la clase obrera.

PROFESORES Y ALUMNOS DE LA UNIVERSIDAD DE TEXAS EN EL PASO

UNIÓN DEL PUEBLO FRONTERIZO

MOVIMIENTO ESTUDIANTIL CHICANO DE AZTLÁN “MECHA”

EL CHUCO AUTONOMOUS BROWN BERETS

MUJER OBRERA

ESTUDIANTES DE “EL PASO COMUNITY COLLEGE”

RESISSSTE

ASAMBLEA UNIVERSITARIA DE LA UACJ

PREPA ALTAVISTA

LA SEXTA JUÁREZ

FRENTE DE EGRESADOS Y EGRESADAS DE NORMALES RURALES